Beneficios del Aceite de Krill

Fuente de Omega-3, Fosfolípidos y Antioxidantes. El Aceite de Krill es el único aceite marino que combina ácidos grasos Omega-3, fosfolípidos y antioxidantes como la Astaxantina en una correcta proporción. Fuente alimentaria muy alta en proteínas y baja en grasas fundamentales para correcto funcionamiento del organismo.
05 diciembre 2016
Beneficios aceite de krill

Son múltiples los beneficios relacionados con la ingesta moderada de Aceite de Krill Antártico, desde el cuidado cardiovascular a la regulación del colesterol y los triglicéridos, pasando por su efecto antienvejecimiento y la regulación del estado de ánimo.

Los Ácidos grasos Omega-3 reducen el riesgo cardiovascular, los procesos inflamatorios articulares, ayudan al desarrollo del sistema nervioso central, mejoran la función cognitiva y mejoran la salud de la piel.

Los fosfolípidos de Omega-3 desempeñan importantes funciones para la adecuada estructura y funcionamiento de las membranas celulares del cerebro.

En PRIMENATURE hemos seleccionado la variedad de Krill Euphausia Superba. Procedente del Océano Antártico, recolectado y procesado según estrictos criterios de sostenibilidad y respeto medioambiental, con la tecnología del sello Eco-Harvesting y avalado por la fundación WWF (World Wildlife Fund Noruega).
 


Complementa diariamente tu dieta con dos perlas de Aceite de Krill Antártico y empieza a disfrutar de sus múltiples beneficios.


PRIMENATURE Aceite de Krill Antártico es adecuado para: 

•    Mantener un buen cuidado cardiovascular
•    Regular el colesterol y los triglicéridos.
•    Mayores y estudiantes que necesitan un plus de memoria y concentración.
•    Mujeres: aliviar dolores menstruales o durante la menopausia.
•    Regulación del estado de ánimo.
•    Personas activas que realizan ejercicio físico.
•    Personas que presentan algún proceso inflamatorio de las articulaciones o huesos.

*PRIMENATURE recomienda una alimentación variada y equilibrada, realizar ejercicio físico regularmente y, en temas de salud, recurrir siempre a la supervisión de profesionales.